CONSEJOS PARA TRANSMISIÓN EN REDES SOCIALES – 1RA PARTE

Jairo Guillen

Hola amigos de Multimedia para iglesias, me ha llegado una información muy valiosa e importante gracias a un grupo de la oficina de la Red Global CCI de mi iglesia en Honduras.

Es un documento con un un par de consejos para las transmisiones en redes sociales, leí el archivo y cada punto es totalmente valido y acertado para todos los pastores, iglesias, comunicadores, etc.

Es un poco extenso así que decidí compartirlo en dos parte.

¿POR QUÉ TUS TRANSMISIONES EN VIVO NO TIENEN MUCHOS USUARIOS VIÉNDOTE?

Debido a la contingencia mundial que estamos viviendo y más específicamente a la orden de quedarnos en nuestras casas, la mayoría de las iglesias (por no decir todas) han debido trasladar sus servicios religiosos a plataformas virtuales para desde allí atender a sus feligreses, lastimosamente a no todas les ha ido bien con esta experiencia.

Desde pocas visualizaciones en sus transmisiones hasta hackeos a sus predicadores (poniéndoles en ridículo), los líderes espirituales han debido sortear una serie de obstáculos a la hora de mantener una audiencia fiel.

DATOS IMPORTANTES A CONSIDERAR

Plataformas como Facebook y Youtube (las más usadas para transmisiones en vivo) tienen más de 4.200 millones de usuarios activos, en ellas se comparten a diario más de 5 mil millones de contenido a diario, y esto provoca unos 700.000 comentarios cada 60 segundos.
Facebook y You tube dejaron de ser el Continente Digital para transformarse en el Universo Virtual. Y es allí donde las transmisiones en vivo deben luchar con todos los que a la misma hora publican los más variados contenidos (pastor, no eres el único transmitiendo en vivo).

A eso debemos sumar que el alcance orgánico de ambas aplicaciones es cada vez más reducido; por ejemplo, su usted tiene unos 1000 ‘amigos’ en Facebook, su transmisión será mostrada sólo a un 10% de ellos… solo tal vez, las cifras reales dicen que sus contenidos llegan a apenas un 4%.

El resto de sus contactos jamás se enterarán de que usted transmitió (a menos que previamente los animes a estar alertas a cierta hora, eso funciona). ¿Por qué ocurre esto? porque usted publica de manera free, para hacer que sus contenidos lleguen a más personas Facebook y Youtube ‘le invitan’ a pagar

LOS ERRORES COMUNES

Muchos pastores bien intencionados están cometiendo serios errores a la hora de transmitir sus cultos; ellos se han limitado a trasladar lo que hacían el domingo en el templo a la transmisión en vivo. Esto no resulta porque el usuario, el que está detrás de la pantalla, está buscando algo diferente.

Expertos en contenidos digitales como JÜRGEN KLARIC nos dicen que:

  1. Las transmisiones tipo vídeo más exitosas son las que duran 3 minutos. Obviamente un servicio cúltico no dura eso, pero usted puede comenzar a enviar cápsulas a sus seguidores con mensajes de esperanza; al no durar más de tres minutos puede enviarlas incluso por WhatsApp (tanto en vídeo como en audio). WhatsApp es otra aplicación de uso masivo.

  2. Una transmisión de vídeo de 15 minutos está condenada a tener pocos usuarios mirando, a no ser que el orador sea una figura pública reconocida a nivel mundial. Dante Gebel, Cash Luna, Joel Osteen, Joyce Meyer pueden darse el lujo de estar más de una hora transmitiendo porque sus iglesias locales superan con creces los 10.000 asistentes físicos, así que a la hora de subir un vídeo en vivo ya cuentan con una audiencia asegurada de no menos de 2.000 usuarios viendo. Usted no, por eso debe esforzarme aún más.

  3. Los usuarios buscan calidad en las transmisiones. Esto quiere decir que las buenas intenciones de los pastores no bastan, los usuarios castigan aquellos vídeos con mala iluminación, sonido deficiente y un fondo (lo que se ve detrás de los predicadores) feo. Así es, no es suficiente decir ‘es para el Señor’; los usuarios aunque cristianos, tienden a cambiar de perfil cuando ven que lo que están viendo no cumple las expectativas. Es como cambiar de canal en la tele cuando la película no es de nuestro agrado.

  4. El contenido debe ser atractivo, pertinente y fácil de digerir. Si para las personas ya es difícil escuchar a un ministro por 50 minutos mientras predica en el templo, menos lo harán de manera virtual. En el templo los feligreses deben quedarse, no tienen de otra ya que levantarse e irse se ve feo, pero no ocurre lo mismo en las transmisiones virtuales; los feligreses simplemente apagan la aplicación o bien, la dejan encendida pero sin estar viendo… la dejan encendida en el vídeo para que su pastor vea que estuvo allí, cuando en realidad no fue así. Triste realidad. Entonces lo recomendable es un sermón de no más de 25 minutos (hablo de las homilías virtuales).

  5. La vestimenta del predicador debe ser lo menos vistosa posible. Los colores negro o obscuros favorecen que los usuarios se concentren en el orador; pero además el predicador ha de procurar usar diapositivas, pantallas u otros medios visuales para que el usuario no solo escuche al orador, sino que también pueda leer lo que su pastor está diciendo.

  6. Procura usar un lenguaje inclusivo. Términos como “hermanos”, “amén”, “iglesia”, etc. están bien cuando se emiten en el templo físico, pero en una transmisión virtual puede ser un obstáculo para quienes no entienden estos conceptos. Lo mejor es usar otros términos más amigables.

  7. Por cierto, JAMÁS pidas ofrendas o dinero cuando transmitas en vivo, esto es un error que te costará caro porque la audiencia tiende a ser cruel cuando ‘perciben’ que se les está cobrando por algo que a juicio de ellos debería ser gratis.

  8. Jürgen Klaric nos dice que el espectador está esperando algo bueno de ti. Por tanto no es llegar y comenzar a transmitir, porque en el mundo Facebook y Youtube hay expertos que suben vídeos mucho más atractivos que los tuyos, y si bien ellos no tienen lo que tú, la presencia de Dios en sus vidas, tienen lo que tú no, experiencia en los medios. Debemos ser humildes para aprender de esos maestros.

Ayúdanos a que estos consejos lleguen a más pastores e iglesias.

Te invito a que te suscribas a nuestra canal de Youtube
Y le des “Me Gusta” a nuestra pagina de Facebook
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

Add a Comment

Your email address will not be published.

Asistencia Personalizada

Estamos aqui para Apoyarte

¿Es gratis?

No, pero tiene un bajo costo para iglesias y Ministerios.